EL HERALDO
Facebook Twitter Instagram You Tube Google+
SUSCRÍBETE
El id es:node/144593
Cine 11 de Agosto de 2017

Una mirada a ‘El planeta de los simios’

El usuario es:

Foto: Cortesía 20th Century Fox

Alejandro Rosales Mantilla

Dirigido por Matt Reeves, el filme ha contado con una excelente crítica por parte de expertos y público en general. La cinta es exhibida en las principales salas de cine del Caribe colombiano.

En lo que en Estados Unidos llaman “películas de verano”, El planeta de los simios: la guerra, es la que mejor recibimiento ha tenido este año por la crítica y el público del común que asiste a las salas. Solo hay que buscar las reseñas que han hecho de ella diferentes medios de comunicación, páginas especializadas y blogs, adentro y afuera del país norteamericano, para darse cuenta del consenso positivo alrededor de la cinta dirigida por Matt Reeves.
 
La página Tomatazos, de Rotten Tomatoes, por ejemplo, le da una calificación de 93 sobre 100 en el consenso de sus críticos; y 83 sobre 100 en la de sus usuarios. La misma página escribe en un concepto general, que este filme “combina asombrosos efectos especiales junto con una narrativa poderosa y conmovedora para concluir el reinicio de la trilogía con una poderosa nota”.
 
 
Hay que recordar que en 1968 el público conoció El planeta de los simios, protagonizada por Charlton Heston. La última escena de ese clásico muestra la Estatua de la Libertad, casi hundida en su totalidad en la orilla de una playa, en un mundo gobernado por los simios y en el que la raza humana es esclavizada, quizás para el propio bien de la tierra.
 
Ahora, casi 50 años después, en El planeta de los simios: La Guerra, en el tercer capítulo de la trilogía moderna, el director Matt Reeves y un muy buen reparto “le dan rienda suelta a los simios que están evolucionando rápidamente, hacia un mundo que está desbordado en divisiones y furia, una vez que la lucha simio contra humano por el control del mundo se inclina hacia una decisión en la que el ganador se lo llevará todo”.
 
Como lo describe su director en una entrevista que proporciona  20th Century Fox, “lo emocionante es que al explorar los dilemas internos que vive César en este momento intenso, nos permite ver una batalla que todos conocemos: la guerra entre nuestra inteligencia, nuestra empatía y nuestros instintos, y cómo todo eso forma parte de lo que define nuestra humanidad. De igual manera, así como es un viaje muy oscuro, es también una historia con mucho espíritu en ella”.
 
Tal cual, como se vio en la primera parte de 1968, el “espíritu” de la historia, como lo dice Reeves, sigue vivo. Si quiere ser testigo de este le recomendamos presenciarlo en las salas, o, incluso, ver las anteriores partes, sobre todo la que dio origen a todo, en el 68.

Etiquetas

Más de revistas